domingo, 31 de mayo de 2009

¿Por qué le llaman "Innovación" cuando quieren decir "Tecnología"?

Aunque existen gloriosas excepciones, resulta bastante común encontrarse con departamentos administrativos -entiéndase consejerías, direcciones generales, concejalías, etc.-, o con eventos diversos -tales como congresos, jornadas, seminarios, etc.- y con ocasiones varias -del tipo publicaciones, campañas, proyectos, etc.-, que dicen ocuparse de la Innovación, cuando en realidad de lo que tratan es de la incorporación de las TIC a nuestras vidas -es decir, a la educación, a la economía, a la empresa, a las asociaciones y organizaciones sociales, etc.-.
Si se mira con detalle, la mayoría de esos departamentos, eventos y ocasiones dedicados a la Innovación, no tienen nada de innovador en su manera de concebirse o desarrollarse.
A menudo, su forma de producirse no puede ser más convencional, y, a veces, hasta obsoleta, no significan una manera diferente de mirar, pensar, decir o hacer las cosas, son monumentos al "más de lo mismo".
A no ser que las TIC, por si solas, "impriman caracter innovador" a todo lo que toquen.
O tal vez la Innovación sea una etiqueta más, otra moda, y la voluntad de transformación y cambio se agota en la incorporación de las TIC.
Que cambie algo para que nada cambie, proponía el Principe de Lampedusa (ahora cibernetizado).
La Innovación afecta -o debiera afectar- a todos los aspectos y dimensiones de la vida. Y, muy especialmente, de la vida colectiva.
Se refiere a la transformación, a la creatividad aplicada, al pensamiento nuevo, a la búsqueda y desarrollo de nuevas maneras de entender el mundo y relacionarse con él.
En el momento histórico que vivimos necesitamos nuevas respuestas y soluciones, necesitamos con urgencia renovar nuestras formas de pensar y hacer en todos los órdenes, necesitamos la Innovación para construir otro mundo posible.

7 comentarios:

  1. Completamente de acuerdo contigo Fernando.
    Innovar socialmente requiere cambiar muchas aspectos de gestión, relación y desarrollo social y económico que hoy damos por válidos e indiscutibles.
    Las TICs pueden ayudar pero son sólo una herramienta, un producto en definitiva, y pueden tener muchos y diversos usos.
    Es necesario un aporte de voluntad social, de praxis civil responsable y con sentido de transformación, para que el proceso de introducción de las NNTT conduzca a los efectos que, en principio, se le suponen.
    Por cierto te he citado en mi blog.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Sergio, por tu cita y tu comentario. He conocido tu blog, que está lleno de estímulos, y lo seguiré con interés, pues me parece muy necesario reforzar la reflexión y el debate sobre la Innovación Social.
    A ver si sumando fuerzas...
    Un abrazote

    ResponderEliminar
  3. Gracias Fernando

    No sé si también estás por Twitter...pues allí ha sido citado tu blog por Antonio Fumero.
    http://twitter.com/amfumero
    Como tu dices...a ver si sumando fuerzas...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Pues no Sergio, no ando por Twitter y es que ya me parece demasiado andar por el Caralibro.
    Esto de las TIC ocupa mucho tiempo (y eso que prometía dejarnos mucho libre), aunque no nos podemos quedar al margen, y "sarna con gusto..."
    No conozco a Antonio Fumero, pero dale las gracias de mi parte.
    Y cuenta conmigo para sumar.
    Un abrazo para ti.

    ResponderEliminar
  5. ¿Por qué lo llamamos amor cuando queremos decir TIC?

    En una respuesta a un cuestionario que metí en el blog decía: el elemento diferencial de una administración realmente innovadora será la participación ciudadana, al servicio de la cual se ha de poner, cómo no, una tecnología avanzada.

    ¿Por qué, cuando queremos decir otra cosa?

    ResponderEliminar
  6. Estoy contigo, el elemento innovador clave en la gestión de los pueblos y ciudades será la participación ciudadana, no solo como objetivo (construir una democracia participativa avanzada, una comunidad co-responsable, sujeto -y no solo objeto- de la política, etc.) sino como método fundamental de "la política" (la creatividad social, la inteligencia colectiva, la construcción colectiva del poder frente a la concentración en unos pocos...).
    Un método -la participación ciudadana- imprescindible para construir un futuro diferente, mejor, porque no es posible hacer un cesto diferente con los viejos y viciados mimbres.

    ResponderEliminar
  7. Lo he reconocido varias veces ya. No sigo el ritmo, je. Quiero sentarme un rato más, leer y escribir. Innovación Social puede ser el paragüas para pensar y llegar a algun lugar nuevo. Estoy recogiendo algunas cosas que voy colgando en mi delicious http://delicious.com/asiergallastegi La clave "social" y su impacto en las comunidades creo que son el vacio sobre el que reflexionar. Curiosa la coincidencia con Jose en algo que ya hemos escrito "porque le llaman..." Un beso

    ResponderEliminar